«Una auténtica declaración de guerra contra los clichés identitarios»
Gustavo Guerrero, Letras Libres (México)